Skip to content

Secretos para la limpieza de la tapicería

La tapicería es, tal vez, la parte más delicada de tu automóvil. Las actividades que realizas en él son tan variadas como las manchas que pueden producir. Ya sea que poseas un auto particular o seas dueño de una flota comercial, te fascinarás con los secretos profesionales de limpieza automotriz que hoy te traemos.

Pasos para el mantenimiento cotidiano de la tapicería

Tanto los tapizados de cuero como los de tela son extremadamente delicados. Mancharlos es la pesadilla de cualquiera y limpiarlos, de forma correcta, puede ser un desafío. Si cometemos un error podemos empeorar la mancha, dañar el color o la textura de la tapicería y hasta romperla en el proceso.  Por eso iremos paso a paso para que sea un proceso sencillo y seguro para ti y tu automóvil.

Como en cualquier otro proceso de limpieza es preciso retirar la suciedad como primer paso, lo haremos, preferentemente, con aspiradora. Si cuentas con una terminal de cepillo de cerdas suaves, para nuestra aspiradora, la remoción será mucho más profunda y eficiente.

Una vez que eliminamos polvo y residuos es hora de remover las manchas difíciles y notorias con un paño y un limpiador de tapicería. La elección del producto será esencial ya que muchos productos de limpieza genéricos (desengrasantes y quitamanchas no específicos), pueden resultar abrasivos y limpiar el color de la tapicería junto a la mancha.

El secreto que nuestros especialistas recomiendan

¿A quién no se le ha hecho de una manchita, un manchón? Es muy común, y sobre todo en la tapicería, que al tratar de limpiar una mancha la esparcimos; esto sucede cuando, luego de aplicar el producto, restregamos con el paño.

El secreto está en remover en forma de “tornillo”. Primero aplicamos el producto y le damos tiempo para que actúe, no frotamos inmediatamente.

Luego tomamos el paño, con una pequeña parte de él generamos una torsión sobre la tapicería aplicando presión. De esta forma facilitamos el ingreso del químico eliminando totalmente la mancha. (Mira una demostración de nuestra consultora comercial haciendo click AQUÍ)

Una vez que removamos las manchas continuaremos con la espuma del tapizado. También aquí es importante elegir un producto de limpieza que sea gentil con las telas pero limpie a fondo. Una vez aplicada la espuma podemos cepillar suavemente, siempre en círculos. Finalmente dejamos secar y aspiramos. Te sorprenderás con los resultados.

El paso final

Hay diversas formas de desinfectar tu automóvil, aerosoles y soluciones desinfectantes. La clave es la aplicación. Jamás debes aplicar desinfectantes líquidos directamente sobre el tapiz, debes elegir desinfectantes aptos para tapicería, que no contengan cloro y que puedan ser pulverizados, evitando mojar las superficies del auto.

¿Qué hay de las manchas especiales?

Explicamos el método elegido por los profesionales para retirar las manchas de rutina de tus tapices; pero cuando esas manchas son extraordinarias ¿Qué hacemos?

Desde el blog consultamos a los especialistas comerciales de Zinner para traerte algunas recomendaciones profesionales para estos casos de pesadilla.

Chicle, aceite y lodo ¿Cómo los quito?

Iniciemos con un terror de los dueños de los autos, y las personas con cabello largo, el temido chicle o goma de mascar.  El secreto es el frío. Al recibir frío, con la aplicación de hielo dentro de una bolsa de plástico por ejemplo. La goma de mascar endurece en unos minutos y se parte, de esa forma podremos retirarla con espátula, muy cuidadosamente, para luego proceder con quitamanchas y microfibra como vimos. Nunca, jamás, frotes o aprietes la goma de mascar o será imposible de retirar.

El aceite es un caso serio y responsable de manchas “imposibles”. La diferencia entre lograr quitarlo y no hacerlo es el tiempo. Cuanto antes actúes más posibilidades tienes de ganar la batalla. El primer paso es absorber el excedente, ya sea con un paño seco o toallas de papel es necesario retirar el exceso de aceite de forma urgente. Nunca debemos frotar o será peor. Solo apoyamos el paño y ejercemos una leve presión, sin restregar. Una vez que apoyes una toalla de papel sobre la mancha y esta no se ensucie, estás a salvo. Luego simplemente aplicas tu quitamancha de tapicería con la “técnica del tornillo” y listo.

El último caso de hoy es el lodo o barro. Al contrario de las dos manchas que vimos anteriormente el secreto aquí es: esperar. La mejor forma de retirar lodo de tus alfombras o asientos es esperar que se seque, si tratas de limpiar estando húmedo será mucho más difícil. Al secar el barro podemos ir retirando los residuos más grandes con una escobilla para luego aspirar, es importante evitar el esparcimiento. Pasaremos un cepillo de cerda suave en círculos para luego repetir el aspirado hasta retirar todo el polvo resultado del lodo seco.

Para finalizar podemos proceder con espuma, especialmente con un shampoo de tapicería, desde Zinner recomendamos el Carp-acryl (Kiehl), ya que a medida que se seca, se forman aglomerados de polímeros y suciedad, que no se adhieren a las fibras y permite aspirar los restos cómodamente. Eliminar el olor será una charla para otro día.

Si quieres conocer la línea completa para tapicería de Zinner, contacta a nuestros consultores comerciales y súmate hoy mismo a la Revolución de la Limpieza.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por Zinner (@zinnerlimpieza)

Podría interesarte

Carrito de compras

× Escríbenos Available from 08:00 to 17:00 Available on SundayMondayTuesdayWednesdayThursdayFridaySaturday